¿Estás buscando un visado para Canadá?

Descubre la isla de Terranova, un atractivo natural único

por Cristóbal Manjón | 19 de febrero de 2021
Isla de Terranova, Canadá

Su nombre oficial es Newfoundland, que se traduce al castellano como Terranova y significa “tierra nueva encontrada”. La isla de Terranova tiene una extensión de 111.390 km2, con su pico máximo de elevación en 814 metros. Se encuentra en la costa noroeste de Norteamérica y pertenece a Canadá.

Fue Giovanni Caboto quien en 1497, y al servicio de la corona británica, bautizó al lugar como isla de Terranova. Aunque no fue su descubridor, pues al llegar a la isla ya estaba poblada por indígenas de la tribu de los Beothuk. Se cree que esta tribu formó parte de otro grupo de tribus algonquinas que habitaban desde el año 1000, y que podrían ser los skraelingar de las sagas vikingas.

Frente a las costas de la isla de Terranova tuvo lugar una de las tragedias marítimas más recordadas del último siglo: el hundimiento del Titanic, el trasatlántico RMS, en la noche del 14 al 15 de abril en 1912. Fue el primer lugar al que se avisó por su hundimiento y el puerto principal de las investigaciones tras el accidente.

A continuación te detallamos qué ver en la isla de Terranova, Canadá.

Signal Hill National Historic Site

Esta colina está situada en la ciudad de St. John's, en la provincia de Terranova y Labrador. La ciudad que alberga la colina Signar Hill fue fundada por pescadores españoles del puerto guipuzcoano de pasajes de San Juan.

Fue un punto estratégico durante la batalla final de la Guerra de los Siete Días en América del Norte y la batalla de Signal Hill, donde los franceses tuvieron que entregar San Juan de Terranova a los británicos que se encontraban bajo el mando del Coronel William Amherst.

En la colina podemos ver la Torre Cabot, una pequeña estación de telecomunicaciones inalámbrica donde se encuentra una exposición de Guglielmo Marconi y la estación de comunicaciones que funcionaba en la torre. Posee una tienda de regalos y un puesto de radiofrecuencia que puede ser operada por los visitantes radioaficionados durante los meses de verano. Desde ese mismo punto se obtienen las mejores imágenes de la ciudad de St John's.

Parque Nacional Gros Morne, Terranova, Canadá

Bowring Park

Este parque se encuentra situado en la bahía de Waterford, también en la ciudad de St John's, y es el parque más antiguo de la ciudad. La entrada se hace a través de la carretera del puente de Waterford, que llega a un estanque de patos con la estatua de Peter Pan.

El parque cuenta con muchas instalaciones recreativas como pistas de tenis, una piscina, un parque infantil, etc. También cuenta con importantes monumentos que hablan sobre la historia de la ciudad.

Es un hermoso espacio abierto al aire libre, lleno de familias y gente de todas las edades, donde se da de comer a los patos del estanque, y los más deportistas pueden escoger diferentes puntos de partida para practicar senderismo.

Parque Nacional Gros Morne

Este parque se encuentra en la costa oeste de la isla de Terranova. Fue reconocido como Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 1987. Tiene una extensión de 1.800 km2, lo que lo convierte en el mayor parque nacional de esta parte del país.

Es la naturaleza en su máxima expresión, con caminos y senderos que recorren distintos puntos del parque. Hay pequeños pueblos pintorescos y lugares donde comer y comprar mariscos frescos.

Posee uno de los fiordos más bonitos del mundo, el fiordo de Western Brook Pond, que se encuentra en las montañas de Long Range y lo podremos recorrer en uno de los barcos de Bon Tours Tours Boat Terminal.

Cataratas de Baker's Brook

Gatherall’s Puffin & Whale Watch

Gaterhall's es un crucero educativo que lleva 35 años informando a los turistas que quieren observar de cerca las ballenas o a ver el ave característica de la zona, los frailecillos. El crucero se realiza por la reserva ecológica Witless Bay, hogar de estas pequeñas aves y uno de los mejores enclaves de América del Norte donde observar a las ballenas.

Cuando las temperaturas aumentan, empiezan a llegar icebergs a la zona y es todo un espectáculo verlos llegar y chocar entre ellos, produciendo estruendos y pequeñas olas con los restos que se desprenden.

Según el interés de nuestro viaje, existen 3 temporadas en las que visitar la zona:

  • Si queremos ver frailecillos debemos viajar entre mayo y septiembre. Ellos suelen llegar a principios de mayo, y lo hacen en grandes grupos.
  • La temporada de ballenas alcanza su punto máximo en junio, y podemos verlas hasta mediados de agosto.
  • Si lo que queremos ver son los grandes bloques de icebergs, son más frecuentes en los meses de mayo y junio.

La temporada de ballenas en la isla de Terranova

Middle Cove Beach

Salpicada de vistas espectaculares y arropada por el océano Atlántico, Middle Cove Beach es una de las playas más bonitas de la isla de Terranova. Se puede visitar durante todo el año ya que en invierno se suele formar una pared de hielo a lo largo de los acantilados de roca que la hacen más espectacular si cabe, y es muy recomendable visitarla en esa época del año.

En la época del capelán, que se produce en los meses de verano, miles de estos peces cruzan el arroyo. La cantidad de capelanes es tan enorme que se pueden pescar con las manos, algo que no obstante se desaconseja si no vamos bien preparados para el frío. El agua procede del océano Atlántico y es inmensamente fría.

Cuando llega la noche, la playa se ilumina de las pequeñas hogueras que hacen los visitantes y lugareños para resguardarse del frío mientras pescan o simplemente pasan el rato contemplando el cielo y escuchando el crujir de las olas. Es una sensación indescriptible.

El acceso a la playa es gratis, pero existe una condición obligada de recoger y llevarnos toda la basura que generemos en ella. Esto hace que la playa luzca siempre impecable.

L’Anse aux Meadows

En español se llama la Ensenada de las Medusas, es un paraje situado al norte de la isla de Terranova, donde el investigador Helge Ingstad y su mujer, durante una de sus expediciones, se toparon con unas protuberancias que salían de la tierra cubiertas de hierba, y que finalmente resultaron ser los restos de una aldea vikinga. Fue por lo tanto el primer asentamiento vikingo confirmado que se encontró fuera de Europa, junto con los de la isla de Groenlandia.

En este lugar podremos observar un poblado vikingo con tres pequeñas viviendas de trabajo, una dedicada a la forja, otra es un aserradero para abastecer al astillero y la tercera un almacén.

Del yacimiento queda poco ya que los vikingos, antes de partir hacia su próximo destino, quemaban sus poblados. Aún así, han reconstruido parte de la zona en la que habitaban, recreando escenas de la época e incluyendo actores y actrices para ambientarlo. Todo esto forma parte de un museo donde se puede ver una pequeña proyección explicativa y donde un guía nos adentrará en la comunidad vikinga que habitó en este lugar.

La costa en Canadá

Cape Spear Lighthouse National Historic Site

Desde este cabo se puede observar uno de los amaneceres más impresionantes del mundo. Se trata del punto que está más al este de América del Norte, y desde aquí hasta Irlanda solo existe el mar.

En este punto se halla el Faro de Cabo Spear, el más antiguo que se conserva en la provincia y todo un icono de la historia marítima de Terranova y Labrador. En el Fuerte de Cabo Spear, se encuentran restos de la batería de defensa costera con la que los soldados canadienses y estadounidenses defendieron y protegieron  la ciudad de St. John 's de los submarinos alemanes durante la segunda guerra mundial.

También es un buen punto para observar a los enormes cetáceos alimentándose, o los imponentes icebergs a la deriva. Es un gran lugar de desconexión con el que podrás recargar energías con tan solo sentarte y observar toda la maravilla de la naturaleza.

Cape Spear Lighthouse National Historic Site

Salmonier Nature Park

Este parque natural de Canadá se encuentra en Salmonier Line, Holyrood. Este precioso parque es el lugar idóneo para ver y conocer la fauna autóctona del país. Nos encontramos con un lugar donde se dedican a la investigación y vigilancia ambiental, y que también sirve como centro de rehabilitación de especies, centro educativo y de concientización.

Salmonier Nature Park abrió sus puertas al público en 1978. Originalmente no se abrió como destino turístico sino como centro de enseñanza sobre la vida animal y vegetal de la zona. Sin embargo, con el transcurso de los años se ha ido posicionando como un centro turístico. De hecho, es uno de los más visitados de la península de Avalon.

La visita al parque consiste en pasear por la naturaleza, con caminos y rutas preparadas para no perderse nada y observar la mayoría de la fauna que habita en el parque. Los animales están en grandes recintos naturales repartidos por todo el camino, lo que permite observarlos en su hábitat natural.

The Rooms

No debemos irnos sin antes visitar este moderno centro inaugurado en 2005. Alberga una galería de arte local, los archivos provinciales de Terranova y Labrador y un museo de historia cultural y natural.

Se encuentra en la ciudad de St. John's y sus instalaciones fueron construidas en la colina de la ciudad portuaria, concretamente en la histórica Fort Townshend. El edificio puede verse prácticamente desde cualquier punto de la ciudad de St. John's, captando toda la atención y dejando casi en un segundo plano a la Basílica de San Juan Bautista en el skyline de la ciudad.